Inicio » , , , » La dieta vegetariana, ¿la única en proteger el corazón?

La dieta vegetariana, ¿la única en proteger el corazón?

Escrito por Nutrición a las seis el miércoles, 27 de febrero de 2013 | 6:00:00

El post de hoy lo vamos a dedicar a un estudio publicado a finales de enero en la revista científica “American Journal of Clinical Nutrition”, realizado durante más de 10 años en Inglaterra y Escocia a 45000 personas, de las cuales 15000 aseguraban seguir una dieta vegetariana.
Se demostró que los vegetarianos tenían un menor riesgo de sufrir cardiopatía isquémica, frente a los que no seguían un patrón de dieta vegetariana.
Con esto, podemos decir que la dieta vegetariana sí protege al corazón, pero… ¿en realidad qué nos protege?
El seguimiento de una dieta vegetariana que en ocasiones puede producir carencias (como explicamos en el post dedicado a este tipo de dieta y sus tipos) pero siempre que se realice de manera adecuada y suplementando aquellos micronutrientes que únicamente conseguimos a través del consumo de productos de origen animal no tiene por qué ser mala.
Las sustancias protectoras nos las van a proporcionar sus alimentos, nos proporciona ácidos grasos mono y poliinsaturados, lo que hace que nuestros niveles de colesterol LDL disminuyan, aumentando el colesterol HDL, llegando a conseguir un balance lipídico muy adecuado que nos va a proteger frente a enfermedades cardiovasculares. Pero no sólo los ácidos grasos nos van a ayudar a disminuir el colesterol, también resulta importante mencionar la fibra, las proteínas vegetales y los antioxidantes, que están involucrados en la disminución del colesterol. Lo que sí quiero matizar es que las dietas vegetarianas, sobre todo las más estrictas no aportan apenas colesterol, debido a que las comidas vegetarianas son bajas en grasas saturadas y generalmente contienen poco o nada de colesterol. El colesterol se encuentra en productos de origen animal, por ello, se ha visto en el estudio niveles bajos en esta población.
Pero no sólo los niveles bajos de colesterol en esta población frente a la no vegetariana tienen un efecto protector, otro factor de riesgo es la tensión arterial, que resultó ser bajo en los seguidores de la dieta vegetariana. El consumo de sodio en esta población es pequeño, salvo que compren productos manufacturados y elaborados por la industria para este colectivo, que llevará grandes cantidades de sodio para mejorar su conservación, lo que produce un incremento de la tensión arterial; lo mismo pasa con los que seguimos una dieta normal, los productos precocinados, la comida basura, los embutidos… contienen altas cantidades de sodio, y cada vez más nos alejamos de las buenas recomendaciones de alimentación por productos ya preparados que nos facilitan el día a día.
Hemos visto los dos puntos importantes que detalla el estudio y que demuestran que la dieta vegetariana protege el corazón, ¿esto quiere decir que debo seguir este patrón?
La respuesta es NO necesariamente, lo que si debemos sacar como conclusión es que la alimentación influye mucho en la salud de las personas. Con esto nos tenemos que dar cuenta que, siguiendo pequeñas pautas y haciendo cambios en nuestra alimentación podemos conseguir grandes resultados. Nuestra salud mejorará y nos sentiremos mejor; como muchas veces hemos repetido, no sólo la alimentación ayuda a prevenir, también hacer una vida activa.
La dieta vegetariana protege el corazón; sin embargo, ¿hay más opciones?
Seguir o no una dieta vegetariana es opción de cada uno; no es mejor ni peor, es otra opción. Pero no es la única dieta o patrón alimentario donde se ha demostrado que con su seguimiento se protege el corazón.
El seguimiento de la dieta mediterránea también tiene efectos beneficiosos para el corazón. El patrón mediterráneo, del que poco a poco nos alejamos y deberíamos volver a retomar, contiene un alto consumo de frutas y hortalizas, legumbres y cereales; elección de pescado frente a la carne, si se eligen carnes mejor aquellas magras. Como vemos, también se busca una mejorar la salud.
Con esto me despido, recordando que toda alimentación saludable y vida activa, mejorará nuestra salud. ¡¡Saludos!!
Realizado por Jorge Ibarra Morato

COMPARTIR

0 comentarios :

Publicar un comentario