La nueva pirámide de la alimentación

Escrito por Nutrición a las seis el lunes, 8 de febrero de 2016 | 6:00:00


¡Buenos días! Empezamos una nueva semana y hoy me gustaría retomar un tema que empezamos hace ya un año; en este post hablábamos de las distintas guías alimentarias y de las novedades propuestas por la SENC (Sociedad Española de Nutrición Comunitaria). Hoy, con dicha nueva pirámide en la mano, quisiera analizar con mayor detenimiento aquellos cambios de los que hablábamos.
Fuera de la pirámide encontramos las recomendaciones generales:
  • Ingesta diaria de 3 a 5 comidas.
  • No perder la alimentación tradicional intentando que ésta sea sostenible, equilibrada, confortable, con tiempo y sin olvidarnos del entorno social y familiar.
En la base
Comenzamos la pirámide de una forma distinta, y es que la base no consiste en un grupo o grupos de alimentos, la base son los hábitos de vida saludables. Empezamos por incorporar la realización de actividad física para todos los miembros de la familia, con una duración mínima de 60 minutos diarios, en los que dicha actividad se basa en el movimiento sin que necesariamente sea una actividad intensa, y sin olvidarnos de una adecuada hidratación.
Como ya dijimos, parte de esta base, y de gran importancia, es el equilibrio emocional. El estado de ánimo de cada uno influye directamente en nuestros hábitos alimentarios, el estrés, pilar fundamental a combatir en nuestro día a día, puede llevarnos a decantarnos por aquellos alimentos menos saludables y en cantidades nada apropiadas, o por el contrario puede hacer que perdamos el apetito; ambos son estados con los que debemos tener cuidado y no solo por el control de peso sino por salud.
Si hablamos del estrés y del exceso o defecto de consumo de alimentos se llega a la conclusión de que debemos mantener un equilibrio energético en el que la ingesta sea acorde al gasto de cada persona, contando con la forma de preparación de los alimentos que debe adaptarse y ser la adecuada para el alimento escogido, de esta forma contribuiremos a mantener un estado de salud óptimo.
2º Nivel
Siguen estando los cereales y féculas, pero primando el consumo de los integrales frente a los refinados. Sigue siendo la base de la alimentación pero siempre en base al grado de actividad física que realicemos.
3er Nivel
Hablamos de otro nivel, pero si nos fijamos en la pirámide, este nivel está unido al anterior ya que son grupos de alimentos de consumo diario en cada comida. Aquí encontramos las frutas y verduras y, por supuesto, no puede faltar el aceite de oliva como grasa principal. La ración de fruta debería de ser de 3-4 raciones al día (que no piezas, pensemos en el melón en verano, la ración sería una o dos rodajas dependiendo del tamaño, no el melón entero ni medio melón tampoco) y la ración de verduras debería ser de 2-3 raciones al día.
4º Nivel
Este nivel es el dedicado a alimentos de consumo diario pero se diferencia de los dos anteriores en que los debemos alternar para conseguir una alimentación variada y equilibrada, hablamos de los lácteos, carnes blancas, pescados (tanto magros como azules), huevos, legumbres y frutos secos.
5º Nivel
Este nivel se dedica a aquellos alimentos que deberían consumirse de forma ocasional como son los embutidos, las carnes rojas y aquellos alimentos con un mayor contenido energético, en azúcares y sal como son la mantequilla, margarinas o los patés. También se incluyen en este grupo las bebidas fermentadas como la cerveza y el vino.
Finalmente, en lo más alto, llama la atención que se han unido los suplementos de vitaminas, minerales, etc. Esto plantea multitud de preguntas, ¿la alimentación es insuficiente para cubrir las necesidades? ¿Ha cambiado la composición de los alimentos empobreciéndose y por ello, según el caso, debemos suplementar? A lo largo de este 2016 se esperan nuevos documentos que iremos valorando para ver el porqué de esta inclusión de suplementos, y si son realmente necesarios.
Con esto me despido hasta el próximo post.

Realizado por Tamara Valencia Dueñas

COMPARTIR

0 comentarios :

Publicar un comentario